Anastasz di Zagreb, Justicar Tremere

Siendo al mismo tiempo aristócratas corruptos y justos pastores de los depredadores, los miembros de esta secta se acercan más y más al borde del abismo cada noche. Aunque aprieta los puños cada vez con más fuerza, los vampiros se escapan de ella como granos de arena.

Trasfondo: Anastasz fue hijo de un importador textil de Eslovenia, nació durante los últimos años de la década de 1840 y creció con todas las comodidades del dinero y el prestigio.

Ya de niño, Anastasz se sentía atraído por lo extraño y lo sobrenatural. Su niñera le contaba historias sobre los zhulo que bajaban por las noches a aterrorizar las aldeas, y sobre los duendes y los sluagh que le robarían la voz si era un chico malo. Lejos de asustarle, el hecho de que el mundo contuviera tantas maravillas era algo que fascinaba al pequeño, que decidió que cuando fuera mayor vería y hablaría con todas estas criaturas en persona.

El padre de Anastasz, hombre práctico y sólido, creyó que las fantasías de su hijo serían negativas para el desarrollo del muchacho, así que despidió a la institutriz, y haciéndose cargo de la educación del chiquillo lo envió a Inglaterra y lo matriculó en uno de los mejores colegios.

El pequeño di Zagreb abandonó su hogar con la cabeza llena de las historias que su niñera le había contado. Cuando su mundo de magia y maravillas cayó víctima del mundo de la geometría y la teoría económica, Anastasz se convirtió paulatinamente en el joven formal del que su padre se habría sentido orgulloso.

Durante su primer año en Oxford, di Zagreb conoció a un mago de feria retirado en un pub local. La habilidad del hombre para crear ilusiones era impresionante, y Anastasz se obsesionó con el aprendizaje de la prestidigitación. Dedicando la mayor parte del curso a practicar constantemente sus nuevas habilidades, el muchacho suspendió prácticamente todas sus asignaturas, pero se hizo bastante bueno en los juegos de manos. Muy pronto empezó a actuar en pequeñas avenidas con el nombre artístico de “El Magus Imperial”.

Después de conseguir su licenciatura en Oxford, di Zagreb se matriculó en la prestigiosa Escuela de Economía de Londres. Durante el día discutía teorías y modelos económicos; durante la noche se unió a una sociedad denominada Anillo Mágico, e intercambiaba secretos del arte de alusión.

Fue su búsqueda de un truco nuevo y sensacional lo que le arrojó en los brazos del mundo que había dejado atrás en su juventud. Investigando un callejón trasero en busca de una oscura librería, se encontró de golpe con un hombre que parecía estar mordiendo a otro, Con horror, Anastasz vio como un reguerillo de sangre se deslizaba desde la boca el individuo. El asaltante, dándose cuenta de la presencia del joven, dejó caer a su víctima, y a la luz de las farolas de gas, di Zagreb pudo ver cómo unos colmillos bañados en sangre sobresalían de la boca del agresor.

Rápidamente echó mano a su bolsillo y sacó el paquetito de pólvora destellante que llevaba siempre consigo. Con un fugaz gesto, utilizó su anillo encendedor y arrojó la bolsita al monstruo. La pólvora se inflamó con un brillante destello, y la criatura reculó siseando. Anastasz, espantado, huyó antes de que se pudiera recuperar.

A la noche siguiente, el joven relató su aventura a los otros miembros del Anillo Mágico, pero éstos se mofaron de su historia, sugiriéndole que la publicara en alguna revista barata de literatura de horror. Di Zagreb, abatido, regresó a su piso
Al entrar a su casa, el joven se encontró a un hombre sentado que le estaba esperando. Estremecido por el horror, se dio cuenta de que el intruso era la criatura que había visto la noche anterior. Con un gesto, el ser hizo que la puerta se cerrara por sí sola.

Anastasz quería huir pero no podía hacerlo; estaba completamente paralizado por los ojos de la criatura.

El vampiro, pues eso es lo que era, se pasó la noche explicándole al muchacho la verdad sobre la verdadera magia (la magia de sangre) y cómo los miembros de un noble grupo similar al Anillo Mágico decidieron convertirse en verdaderos hechiceros y encontraron un modo de cambiar sus envoltorios mortales por la inmortalidad. Mientras el vampiro hablaba, Anastasz se dio cuenta de que la criatura le estaba ofreciendo la oportunidad de aprender magia verdadera, y sin dudarlo un instante, la aceptó.

El neonato pasó los siguientes 25 años en la Capilla Tremere de Viena, aprendiendo la realidad de su nueva existencia y descubriendo sus increíbles y sobrenaturales aptitudes para la Taumaturgia. Completamente entregado a su nuevo clan, se convirtió en un capacitado investigador y en un poderoso magus en un período de tiempo sorprendentemente corto.

Cuando fue elegido un nuevo Justicar Tremere a principios del siglo XIX, Anastasz fue nombrado uno de sus arcontes. Su talento como magus le convertía en un agente muy útil. Presenció cosas terribles, incluyendo a muchas de las criaturas míticas sobre las que su institutriz le habló una vez. Di Zagreb llegó a ser toda una autoridad sobre lo oculto, y su comportamiento abierto y amistoso y su disposición a ayudar a los demás lo convirtieron en el instrumento de la política exterior Tremere.

En 1998, cuando llegó el momento de elegir un nuevo Justicar, los Brujos se encontraron divididos entre varios aspirantes. Jean St. Frederique, un Vástago muy poderoso que presidía una gran capilla francesa propuso a Anastasz como candidato. Asumiendo que podría controlar al ancilla, St. Frederique utilizó su influencia para cambiar un número suficiente de votos que aseguraran la elección de Di Zagreb.

Arrojado a una posición para la que no está realmente preparado, Anastasz se ha vuelto realmente celosos en su intento de mostrarse digno del cargo. Ha ofendido a muchos de sus colegas, incluyendo a Jaroslav Pascek, el nuevo Justicar Brujah, que ha planeado una operación para darle una lección al joven Tremere. El Brujo está planeando recuperar Montreal de las garras del Sabbat. Si su plan llegara a tener éxito, Pascek tiene previsto revelar que él ha sido la fuente de información esencial para la operación, llevándose así todo el crédito.
Anastasz sabe que muchos miembros de la Camarilla y de su propio clan le consideran demasiado inexperto y débil, así que está decidido a demostrarle a todo el mundo que sabe lo que significa ser un Justicar. Confía en los consejos de su mentor, St. Frederique, y el antiguo está encantado de dárselos. Aunque las habilidades de di Zagreb están mejorando, pueden pasar décadas antes de que encaje adecuadamente en su cargo.

Imagen: Anastasz es un hombre alto, y aunque presenta una apariencia de fragilidad irradia una energía feroz. Sus ojos son de un verde eléctrico, y su pelo es del color de la paja. Se siente atraído por los estilos de los años 30 y 40, y a menudo lleva sombrero, botines, trajes cruzados y bastón.

Sugerencias de Interpretación: Intentas deshacerte de toda oposición de la Camarilla y demostrar a todos los que te critican que eres un Justicar competente y capaz. A pesar de estar tan entregado a la causa, aún se te puede distraer fácilmente con cualquier fenómeno sobrenatural nuevo e interesante. Desearías tener la suficiente confianza en ti mismo para actuar por tu cuenta, pero aún sientes la necesidad de consultar con tu patrocinador. Si se te obliga a tomar una decisión propia, ésta tenderá a ser extremadamente severa.

Clan: Tremere
Sire: Claas Drescher
Naturaleza: Competidor
Conducta: Tradicionalista
Generación: 9ª
Abrazo: 1867
Edad Aparente: Recién entrada la veintena
Físicas: Fuerza 3, Destreza 4, Resistencia 3
Sociales: Carisma 3, Manipulación 2, Apariencia 3
Mentales: Percepción 5, Inteligencia 5, Astucia 3
Talentos: Alerta 4, Empatía 3, Esquivar 1, Estilo 4, Expresión 1, Interrogatorio 4, Intimidación 4, Intuición 2, Pelea 2, Subterfugio 3
Técnicas: Armas C.C. 3, Armas de Fuego 2, Etiqueta 2, Seguridad 3, Sigilo 4, Supervivencia 2, Trucos de Manos 4
Conocimientos: Academicismo 4, Ciencias 3, Cultura de la Camarilla 4, Documentación 4, Enigmas 2, Finanzas 2, Investigación 4, Leyes 4, Lingüística 3, Medicina 3, Ocultismo 5, Política 3
Disciplinas: Auspex 3, Dominación 3, Fortaleza 2, Taumaturgia 5
Sendas Taumatúrgicas: Senda de la Sangre 5, El Encanto de las Llamas 4, Movimiento Mental 3, Manipulación Espiritual 2
Trasfondos: Aliados 2, Contactos 2, Criados 2, Influencia 2, Mentor 4, Posición 5, Recursos 4
Virtudes: Consciencia 3, Autocontrol 4, Coraje 5
Moralidad: Humanidad 5
Fuerza de Voluntad: 6