¿Como se lanza un Hechizo?

Un breve articulo de cuales serian los primeros pasos al lanzar un Hechizo en este nuevo juego, esperamos cubrir tus expectativas día a día.

El primer paso al lanzar un Hechizo es decidir qué se supone que hará el Hechizo.

¿Quiere el Mago golpear a un enemigo con un relámpago, convertirlo en un sapo, curar a un compañero herido, tener visiones de un lejano lugar, o algo completamente distinto? Mientras la magia es capaz de realizar casi todo, los magos individuales están limitados en lo que pueden realizar de un modo razonable por sus conocimientos de los Arcanos (sus niveles de Arcanos).

Las descripciones de los 10 Arcanos hacen un listado de los varios hechizos que se pueden realizar en cada nivel de un Arcano concreto. Cuando un Mago quiere lanzar un hechizo, el jugador elige uno de estas listas.
Pero la Magia no está limitada a una lista -cualquier cosa que un Mago pueda imaginar es posible, si se posee el conocimiento adecuado de los Arcanos. Un Mago incluso puede improvisar un Hechizo al instante si lo necesita.

Una vez el jugador haya determinado qué Hechizo quiere lanzar, el Mago hace lo mismo. El Mago visualiza e imagina el Imago del Hechizo deseado. Éste incluye todos los efectos y factores del Hechizo. Sin este Imago, la voluntad iluminada del Mago no dará luz al Hechizo -su imaginación debe estar dispuesta a manifestar cambio en el mundo, y este cambio iguala la imágen que el Mago forma en su mente.

En el caso de una Receta, el Imago ha sido clarificado y definido de modo tan preciso que puede conjurarse fácilmente en la mente e incluso ser enseñado a otros.

El siguiente paso es determinar si el Mago ha aprendido el Hechizo como una Receta o debe realizar un lanzamiento improvisado. Las Recetas de los Hechizos, conocidas simplemente como “Recetas”, son fórmulas bien probadas, y desarrolladas a lo largo del entrenamiento de un Mago y de su práctica del Arte.

Cada Receta comenzó como un Hechizo improvisado. Un Mago desarrolla un Hechizo para un propósito particular y lo encuentra lo bastante útil para emplear el mismo Hechizo una y otra vez. El Mago enseña a otros a visionar el Imago del Hechizo y ellos, a la vez, también traspasan su conocimiento a otros. Con el tiempo, el Hechizo se vuelve común, conocido para muchos de la Órden.
Un Mago puede aprender una Receta de alguien que ya la conoce. Debe pasar tiempo estudiando con esta persona y luego gastar experiencia con un coste de 2 puntos por el mayor nivel de Arcano empleado en la Receta. Pocos Magos enseñarán sus Recetas gratis; la mayoría imponen un pago de uno o más favores a cambio. Los Magos tienen prohibido enseñar las Recetas de su Órden a nadie de fuera de ella.

Pese a su coste adicional, las Recetas tienen un número de ventajas significativas sobre los Hechizos improvisados: mayor seguridad, menor coste de Maná y una menor “firma” de Resonancia, haciendo más difícil a otros identificar al lanzador examinando la Receta.
Los Hechizos improvisados se basan en la voluntad iluminada de un Mago y en su conocimiento de los Misterios. Todos los Magos pueden lanzar Hechizos improvisados de su Senda, sin necesidad de entrenamiento por otros Magos. Cualquier Hechizo listado en la descripción de cada Arcano puede lanzarse como un Hechizo improvisado, siempre y cuando el Mago tenga el nivel suficiente en ese Arcano; no se necesita gastar puntos de experiencia adicionales para ello.

El siguiente paso al lanzar un Hechizo es decidir si la invocación es una acción instantánea o una acción extendida. Cada descripción de un Hechizo especifica qué tipo de acción requiere lanzarlo. El lanzamiento instantáneo, también llamado “lanzamiento rápido” solo requiere un instante, permitiendo al Mago lanzar el Hechizo en un turno. Los Magos emplean el lanzamiento instantáneo cuando necesitan un Hechizo urgentemente, normalmente cuando emplean la magia en combate.

Un Hechizo instantáneo se resuelve con una simple tirada de lanzamiento. Mientras lanza el Hechizo, un Mago no puede realizar ninguna otra acción (incluso si un Mérito u otro Hechizo permiten más acciones) y no puede moverse más allá de su velocidad.