Cultos de la Gehena II

Segunda y última entrega de los Cultos de la Gehena, que ahonda en esta ocasión en los Servidores de Irad, Culto del Crepúsculo, La Novena Ola, y El Culto de la Iluminación.

SERVIDORES DE IRAD

Fundación: 1456

Lema: El Hermano mata al Hermano. El Creyente es Perdonado.

Se trata de un culto secreto que actúa desde la oscuridad en lugar de reclutar nuevos miembros como los citados en la entrega anterior de Cultos de la Gehena.

Toman su nombre del tercer chiquillo de Caín, Irad el Fuerte, que sirvió a su sire en la primera ciudad, y se basan en la creencia de que si consiguen demostrar que han empeñado su vida en un fiel servicio de los antediluvianos, serán perdonados tras el temido despertar de estos, convirtiéndose en la semilla de una nueva generacion de vástagos.

No están, evidentemente, en contacto con la tercera generación como para saber que esperan de ellos, pero asisten a los cónclaves de la camarilla para difundir mentiras y dividir a sus miembros, destruyen alianzas en el sabbat…con el fin de mantener al resto de antiguos débiles facilitando a sus maestros su destrucción cuando la Gehena llegue.

Algunos servidores han sido descubiertos y destruidos por Arcontes de la Camarilla, y sospecha, que, sin saberlo, pueden estar en contacto con antediluvianos actuando como meras marionetas suyas.

CULTO DEL CREPÚSCULO

Fundación: 1550

Lema: Encuéntrala

Sus miembros consideran que en la estrofa del Libro de Nod en que se refiere a la “última hija de Eva” se encuentra la clave para la salvación en la Gehena.

Así, consideran que si logran encontrar y controlar o destruir a “la última hija” evitarían el comienzo de la Gehena.

Fue un culto formado por antiguos Ventrue y Tremere para controlar al ganado, tomando como eje para descubrir a la última hija una señal de una luna creciente, el símbolo de Eva, si bien se desconoce la forma en que dicho símbolo se manifestará.

Tras diversas investigaciones y pruebas aportadas por un Ravnos traidor, concluyeron que el pueblo gitano sería el que diera a luz a la última hija, y han tratado de destruirlo, manipulando gobiernos, creando sentimientos xenófobos hacia ellos…pero, de momento, nada han conseguido… por lo que muchos creen que quizá el Inconu tenga interés en protegerlos.

Actualmente, una pequeña facción del culto considera que deben buscar en otras gentes, pues ¿Porque iba un Ravnos a traicionar a los
suyos?, alegando que el culto debió ser objeto de un tramado engaño.

Controlan hospitales y fuentes de información en busca de la última hija.

LA NOVENA OLA

Fundación: 1890

Lema: No dejes que una bruja viva.

Sus miembros, consideran que la Gehena llegará cuando el mundo alcance un punto crítico en la magia al que denominan como
la Segunda Inundación, porque creen que los Antediluvianos están obligados a permanecer en Letargo debido al escaso poder mágico que
en el mundo actual fluye a través de la realidad.

Su táctica se basa en tres puntos:

1.- Mantenimiento férreo de la Mascarada y sus tradiciones.

2.- Destrucción de los Magos de la Tierra, para evitar que los humanos abran sus ojos a otras realidades.

3.- Destrucción de las Hadas.

El culto mantiene una gran biblioteca en la escocesa ciudad de Edimburgo, con numerosos tomos mágicos, viales con sangre de Lupino
o de hada… Para experimentar, buscar, destruir y prevenir.

CULTO DE LA ILUMINACIÓN

Fundación: 510

Lema: Asciende

Es un culto muy reducido de antiquísimos miembros, muchos de los cuales se encuentran en letargo, y se basan en la creencia de que el único método para evitar la Gehena es alcanzar una especie de Iluminación Universal.

Sus fundadores fueron tres antiguos, de los clanes Salubri, Tzimisce y Nosferatu, de los que nada se sabe en la actualidad. A su fundación,
el culto trató de reunirse con iluminados: Monjes tibetanos, viejos lupinos ermitaños, magos poderosos…con los que, haciendo acopio de las informaciones, crearon los “Pergaminos de la Iluminación”.

No se sabe si son 8, 9 o 13…pero el culto asegura tener tres de los originales y busca desesperadamente el resto.