El Circulo Interior

El circulo interior es una cábala ideal; es un inobservado modelo de “maestro secretos”, son muchas las conspiraciones teóricas que habla de ellos. Los vástagos del Circulo Interior son la pieza entera de la secta que los une, creando Justicars y repartiéndolos de forma balanceada.

Una vez cada 13 años los más antiguos integrantes de la Camarilla se reúnen para discutir la dirección y los negocios a futuro de la secta. Algunos vástagos quizás interrumpan la reunión pero solo tendrán voto dentro de la secta los más antiguos. Los pequeños clanes y las líneas de sangre no tienen representación en la reunión y la presencia de otros depende de la tolerancia de los miembros del Circulo.

Durante este tiempo los miembros de la cábala designan Justicars (repleto de peleas ruidosas, amenazas, negociaciones, y muchas otras habladurías), consideran y determinan la dirección de la camarilla durante los próximos 13 años, y quien gobernara frente a los amplios problemas de la Camarilla. Muchos creen que los miembros del Círculo Interior continúan carteándose a través de los años, dirigiendo a los Justicars de ser necesario y reuniéndose si las circunstancias lo demanda así. Nadie sabe ciertamente como los miembros del Circulo Interior logran su posición, simplemente sobreviviendo a la madura vejez y ascendiendo a un poder monstruoso.

Quien comprende el manejo del Circulo Interior intenta seguir siendo de la Camarilla ya que son los mejores para guardar secretos. Se supone que ellos son los mayores de sus respectivos clanes, pero dicha definición esta abierta a debate. Algunos creen que la composición del circulo interior cambia por encima de los cien años por otro representante del mismo clan o por si encontró la muerte definitiva, o en el caso de que entre en letargo o desaparezca. Otros creen que los miembros del Circulo Interior sirven a otras facciones de su clan en su no-vida; los Tremeres por ejemplo sospechan que un miembro de su Concilio de los Siete se sienta en el Circulo Interior, pero como ninguno a probado la teoría alguna vez, es solo una especulación. Tal secreto en mayor parte es una cuestión de tradición, pero en estas noches se volvió una materia de grave seguridad. Con el asesinato del Justicar Petrodon, los vampiros del Circulo Interior comprendieron que ellos son el último premio, y se arriesga con su no-vidas.
Pocos Vástagos, hasta los Justicars, saben poco de lo que el Circulo Interior hace con la mayor parte de su tiempo. Muchos creen que ellos permanecen en contacto con los superiores de sus clanes, guardan sus dedos en los cambios dentro del rango y recoge noticias de su justicars para que ellos puedan considerar qué necesidades que se dirigen a la próxima reunión. Con optimismo los vampiros aun creen que el Circulo Interior ocasionalmente entrena a sus jóvenes hermanos, eligiendo un vampiro en particular designándolo como sucesor para la noche inevitable, cuando la silla estará sin ser ocupada frente a la mesa del concilio.

Aquellos que han despertado la furia del Circulo Interior, y normalmente logra mover de forma espectacular a los mismos, cuando lo agarren le producirán un castigo espectacular. El más impresionante de los castigos el cual le es aplicado a los que figuran en la lista roja es la cacería de sangre a lo largo de mundo. El Circulo Interior quizás llame a los Justicars para agregar mas fuerza a la cacería, quién a su vez llama a sus muy variados recursos para perseguir a un ofensor hasta los extremos de la tierra.