Kumo 1º parte

Los Kumo, son los parientes orientales de los Ananasi pero muestran lagunas marcadas diferencias, la principal y más importante de estas es que, absolutamente todos los Kumo son esbirros del Wyrm y quienes sirven a otro amo son sus enemigos, sea quien sea.

KUMO
DESCRIPCIÓN
Los Kumo son hombres araña emparentados con los Ananasi, pero son diferentes al menos en un aspecto: todos siguen los dictámenes del Wyrm. Si alguno de los que venera a Gaia o a la Reina Ananasa vive entre los Kumo, mantiene un perfil bajo por miedo a ser devorado. A pesar de su corrupción, son criaturas muy inteligentes y curiosas que podrían estar deseando hablar con otros shen…o no.
Desde la Segunda Edad, tres de sus familias aliadas han asesinado y corrompido todo aquello que se han encontrado a su paso por las tierras de Oriente. Cada familia está vinculada con un tótem concreto del Wyrm. Con el paso de los años. Su misión ha pasado a ser la de convertir o erradicar a todos los Kumo que se niegan a unirse a ellos en su labor de asfixiar al mundo y a los seres en las oscuras telarañas de la nada. Hasta ahora, los Kumo han tenido bastante éxito. Sus familias son:
· Prole de Marawa: Marawa es el destructor, está obsesionado con la muerte y a destrucción. Su prole prefiere el sabor de las victimas con orientaciones Yin y está especializada en asesinarlas mutilarlas categóricamente. Son poco complicados y bastante predecibles: siervos del Wyrm de cabo a rabo.
· Hijos de Nareau: Son los más equilibrados de todos los Kumo; los miembros de esta familia son curiosos y sabios, pero también capaces de una gran crueldad. Suelen disfrutar torturando a prisioneros durante días antes de acabar con su vida. Nareau también se lama el Señor de las Arañas, y algunos de sus hijos profesan saber algo sobre las sendas de la Tejedora.
· Bendecidos de Rati: Salvajes, caprichosos y lujuriosos; los Kumo de esta familia aun conservan algo del Kaos en sus almas. Les gusta atacar a los seres de elevado Yang, mucho más de lo que les gusta a los Hijos de Nareau o la Prole de Marawa. La Dama Rati, el tótem que veneran, aparece con varias formas, pero normalmente es una bella mujer que personifica el deseo. Algunos shen alardean de haberse reunido con ella y haber intercambiado ciertas pasiones a cambio de sabiduría. Los Bendecidos simplemente se limitan a sonreír ante dichos rumores, pues proceden de la vida.
Los Kumo están dispersos por China, Japón y el Sudeste Asiático. Su hábitat preferidos son los nidos construidos en edificios desiertos, cavernas o ruinas. En conjunto, las tres familias se llevan sorprendentemente bien entre ellas, aunque ocasionalmente se produzcan riñas sobre los lugares sagrados y las victimas disponibles. Abundan los rumores que afirman que los Kumo han encontrado un refugio en el pueblo de Ainu de norte de Japón, aunque no existe ninguna prueba que respalde esas habladurías.

ORGANIZACIÓN
Algunos Kumo llevan una vida solitaria en lugares oscuros y olvidados; les gusta su asilamiento y sólo salen para engendrarse o ir a un festejo. Otras Arañas Trasgo se congregan en pueblos pequeños con un líder antiguo y cuatro ó cinco Kumo jóvenes, más la Parentela. El liderazgo no se basa en combates, sino en le respeto por la edad y la sabiduría; el Kumo más anciano de un pueblo o un grupo se considera, simplemente, la persona que está al mando. Cualquier disputa sobre el liderazgo se resuelve mediante el Laberinto Infinito. Este juego implica que diversos Kumo jóvenes construyan un intrincado laberinto de telarañas y pasadizos en un edificio desierto o en algún otro lugar apartado. Los dos lideres que compiten entran en él, pero solo uno sale con vida.
Los Kumo, especialmente aquellos consagrados a Rati, se aparean de forma ansiosa e indiscriminada con su Parentela y algunos humanos. Para que dos Kumo se apareen, deben tener el permiso de un antiguo, que no permitirá el apareamiento si cree que el número de miembros de la tribu local es demasiado pequeño. El nacimiento de un metis puede ser un acontecimiento impresionante y auspicioso, pero no merece la pena reducir las fuerzas de las Arañas Trasgo en un momento de necesidad.
Los Kumo, si pueden evitarlo, no interactúan con otros shen, pero a veces su curiosidad innata les lleva a reunirse con otros hengeyokai. Les encanta explorar la Umbra, algunos incluso han puesto allí sus nidos. La mayoría no son estúpidos, no atacarían a otro shen de la misma forma irreflexiva que otros siervos del Wyrm. Les exaspera que sus pueblos o sus reservas alimenticias se vean amenazados. Cualquier hengeyokai que sospeche que cerca de él hay algún Kumo enfadado debería ir rápidamente en busca de ayuda.

RASGOS
Los Kumo no soportan los auspicios ni siguen el Camino de la Virtud de Esmeralda. Para temas de Rango y Renombre, son tratados como los Ragabash; por ejemplo, un Kumo de Rango Uno necesitará un total de siete puntos de Renombre en cualquier combinación de Gloria, Honor y Sabiduría para avanzar al Rango Dos. Asimismo, un Kumo pude escoger uno de sus tres Dones iniciales de entre los Dones de los Ragabash. Debemos advertir que para la mayoría de los hengeyokai y Bête, sólo existe un Rango de Kumo: el de “adversario peligroso”; un Kumo poderoso merecerá un respeto ligeramente mayor, pero ningún hengeyokai de las Cortes les mostrará deferencia.
Los Kumo no tienen rabia; en su lugar disponen de una Reserva de Sangre como los vampiros. Al igual que a los Sanguijuelas, la sangre les permite curarse las heridas; también la pueden utilizar como si fuera Rabia para realizar acciones adicionales. Un Kumo puede retener un máximo de 10 Puntos de Sangre antes de sentirse pesado y perezoso. Quedarse sin Puntos de Sangre no tiene efectos adversos, sólo que se sentirá con el estomago vacío. Un Kumo hambriento no se puede curar más rápido que los mortales humanos ni realizar acciones adicionales, pero no tiene más efectos negativos. Podrá gastar un máximo de un Punto de Sangre por turno , por lo que deberá decidir que es más urgente: curarse o matar. Aunque los Kumo pueden ingerir a incluso digerir carne (y a muchos les gusta el sabor de la carne cruda), no pueden alimentarse con ella… simplemente es un vicio. Necesitan sangre para sobrevivir; como más potente, mejor.
Los Kumo son un grupo bastante errático; empiezan a jugar con sólo dos puntos de Fuerza de Voluntad. No saben mantener amistades y no pueden comprar Aliados ni Raza Pura.
Son bendecidos por sus protectores y la plata no les produce daño agravado. Sin embargo, siguen siendo vulnerables al fuego, las garras y los dientes de otros shen ya todo lo absorbible. Su debilidad especial son las armas hechas de hong mu, una extraña y aromática variedad de palisandro rojo. El daño del hong mu no puede ser absorbido. Observarán a aquellos que lleven armas de hong mu como enemigos obvios. Sin embargo, al igual que los Ananasi, los Kumo son débiles en lo que respecta a la inmunidad contra las enfermedades y venenos, lo que resulta irónico en unas criaturas que disfrutan tanto de la muerte y la destrucción.

RAZAS
Los Kumo tienen tres razas: homínido, arácnido y metis. A diferencia de lo que sucede entre los Garou y los hengeyokai, los metis no se consideran criaturas infames, a pesar del hecho de que el bebé metis debe abrirse camino a bocados en el estomago de su madre, matándola durante el proceso.
· Homínido: Kumo nacido de un padre humano; suelen ser (aunque no siempre) Parentela. Los Kumo suelen observar a sus hijos nacidos de relaciones ilícitas de lejos y los suelen secuestrar cuando alcanzan la pubertad (también suelen arrebatar a la progenie no Kumo para saciar su oscuro apetito). Por supuesto, no todos los hijos son descubiertos… Estos Kumo pueden seleccionar un Don inicial de los de los Garou homínidos.
Gnosis inicial: 2
· Arácnidos: Al igual que sus primos Ananasi arácnidos, los jóvenes Kumo nacidos de las arañas se comen a sus hermanos y hermanas de nidada para conseguir el tamaño de su forma Aghora. Un Kumo adulto podrá descubrir su insaciable apetito y proporcionarle el sustento necesario. Los Kumo arácnidos son más extraños de encontrar que sus homólogos occidentales (sólo uno de cada 300 Kumo son de la progenie de las arañas). Los arácnidos pueden escoger de entre los Dones de Lupus su Don de tribu inicial.
Gnosis inicial: 4
· Metis: Los perversos metis son venerados por los Kumo; su presencia provoca más admiración y respeto que desprecio, especialmente en al secta destructiva de Marawa. El dantesco asesinato de la madre del metis se considera una especie de rito de iniciación que solo unos pocos afortunados disfrutan. Después de todo, si cada Kumo se apareara con su propia raza, la raza acabaría por desaparecer, pues los Kumo metis son estériles, al igual que los de las otras razas cambiantes. Por eso, los antiguos disuaden oficialmente a los Kumo de que se apareen entre ellos, aunque suelen hacer al vista gorda ante los resultados de facto. Los Kumo metis nacen en su dantesca forma Lilian. Pueden seleccionar una Don inicial de los Garou metis.
Gnosis inicial: 5