Tema y Ambiente

Changeling trata de los conflictos y sueños de la gente que ya no es lo que era, sus cuerpos mortales entretejidos con magia feérica. Una ilusión llamada la Máscara oculta sus cuerpos físicos reformados, permitiéndoles hacerse pasar por humanos, una palabra que ya no se aplica más a ellos. El contraste entre la realidad del mundo mortal y la irrealidad de Arcadia colorea sus historias, en formas que generalmente expresan belleza, locura o ambas.

Tema

El tema predominante de Changeling es la búsqueda para encontrar el camino a casa. Para algunos, este camino significa reclamar las vidas mortales que le fueron robadas. Para otros, significa encontrar un nuevo hogar entre las Cortes de los Perdidos. Algunos esperan ser afortunados para lograr ambos, encontrando un equilibrio entre el mundo mortal y su familia feérica. No es un viaje sencillo, y las historias de cada crónica tratan acerca de los desafíos de cada camino. ¿En quien puedes confiar? ¿Cuál es el deseo de tu corazón, tu hogar ideal? ¿Cuál es el precio que estas dispuesto a pagar para conseguirlo?

El tema secundario del juego refleja la naturaleza de las hadas. Un sello común en las leyendas que poseen aquello que pensamos como feérico, de hecho la característica que puede definir una entidad sobrenatural como feérica o no, es un cierto tema de engaño o deshonestidad. En algunas historias, las hadas son aquellas que engañan a mortales, pareciendo ser cosas que no son, sustituyendo niños humanos por sus propios hijos o extraviando humanos. En otras historias, los humanos incumplen una especie de contrato social con las hadas, aunque generalmente inconcientes de la existencia del contrato, y son castigados severamente por las hadas por su “deslealtad”.

Ambiente

El ambiente de una crónica de Changeling puede variar muchas veces, reflejando la naturaleza mercurial de las hadas. El ambiente predominante, sin embargo, es dulce y amargo en partes iguales. Los Perdidos caminan a través de un mundo invisible de maravillas teñidas de peligros y engaños. Las hadas son tan bellas como siniestras y la magia de los Changeling es maravillosa pero tiene extraños precios y trampas. Y aún así, con todo el miedo de los Otros, las sospechas de traiciones y el dolor de las mentiras piadosas, los Perdidos sienten la gloria de una emoción intensa y ven los colores vívidos de la magia feérica. En todo el horror, también hay maravilla. En toda la belleza, también hay locura.