La Creación de la Camarilla

En 1394 el antiguo Hardestadt el Viejo, líder de los Ventrue de los Feudos de la Cruz Negra, realizó un llamamiento a todos los Vástagos para responder a anarquistas y la Inquisición.

La Creación de la Camarilla

El primer encuentro entre antiguos tuvo lugar en 1395, pero fue interrumpido por un asalto de los anarquistas, liderados por Patricia Bollingbroke, del clan Brujah. En la terrible lucha que siguió Patricia consiguió sobrevivir y diabolizar a Hardestadt.

Privados de uno de sus principales líderes, los Ventrue realizaron una reunión de emergencia en Sevilla. Hardestadt contaba con el apoyo de la mayoria de las facciones europeas del clan Ventrue y sin su liderazgo muchas de estas facciones sin duda provocarian divisiones internas, en un momento en que la unidad del clan era más necesaria que nunca.

Hardestadt el Joven, uno de los chiquillos de Hardestadt el Viejo, propuso una arriesgada solución. Hardestadt el Joven había sido Abrazado sobre todo por su parecido fisico con su sire, lo que había permitido al antiguo utilizar a su chiquillo mientras mantenía su presencia oculta detrás de la escena. Apoyado por la gran mayoria de los Ventrue, Hardestadt el Joven asumió la identidad de su sire, haciendo creer a los demás Vástagos que había sido su chiquillo quien había perecido en el ataque de los anarquistas. La lealtad sobre el secreto del verdadero Hardestadt fue garantizada mediante Vínculos de Sangre y en ocasiones silenciando a algunos testigos del engaño. Con el tiempo, inevitablemente surgieron algunos rumores, entre ellos que el Fundador Ventrue había sido destruido y sustituido por un Brujah, pero para entonces el clan Ventrue ya se encontraba unificado y en condiciones de proporcionar una respuesta al desafio anarquista.

Hardestadt comenzó a reunir apoyos entre el clan, aliándose con otras facciones, como los Antasianos y los Principes Mercaderes, llevando a los Ventrue en una nueva dirección más mundana, persiguiendo intereses comerciales, financieros y políticos.

Irónicamente, los antiguos más conservadores de facciones como los Patriarcas y los Señores Orientales consideraban que Hardestadt les había fallado, corrompido por el poder material en lugar de mantener la nobleza del linaje.

Rechazados por los partidarios de Hardestadt, muchos tenninarian por unirse al Sabbat, donde ayudarian en la organización de la nueva secta. Pero no todos los Ventrue que se unieron a los anarquistas y el Sabbat eran antiguos conservadores, algunos de ellos eran idealistas que deseaban ver a los Vástagos libres de la tiranía de los Ancianos, como la erudita Dominique, mientras que otros eran individuos motivados por sus propios intereses personales que terminaron en el bando equivocado.

Sin embargo, la labor de Hardestadt y sus seguidores para unificar a los Vástagos no estuvo exenta de obstáculos. La destrucción de los Antediluvianos Lasombra y Tzimisce en 1405 y 1413 Y la caída de sus clanes, restaron el apoyo de numerosos antiguos. Hacia 1444 Hardestad había conseguido atraer a su causa a representantes de los clanes Brujah, Gangrel, Ma1kavian, Nosferatu, Toreador y Tremere, que serian conocidos colectivamente como los Fundadores de la Camarilla, e intentó un arriesgado gambito para conseguir la alianza del clan Capadocio. Con la ayuda de Yadviga Almanov, una antigua Ventrue, Hardestadt ayudó al antiguo Capadocio Claudius Giovanni a planear una conspiración para derrocar a Japhet, un Matusalén del Clan de la Muerte reticente a aliar a su clan con los seguidores de Hardestadt. Los Fundadores creían que tras desenmascarar la conspiración los Capadocios serían conscientes del peligro anarquista dentro de sus propias filas y terminarían por unirse a la Camarilla.

El plan de Hardestadt fue un rotundo fracaso. El antiguo Augustus Giovanni utilizó la conspiración de su chiquillo Claudius para distraer a Hardestadt y los Fundadores de sus propias intenciones, y en un audaz movimiento diabolizó al Antediluviano Capadocio y destruyó a los principales líderes del clan.

Algunos rumores aseguran que a su vez el propio Antediluviano Capadocio había planeado su propia muerte con propósitos desconocidos. Sin embargo, como consecuencia directa, el clan Capadocio se derrumbó y su lugar sería usurpado por el clan Giovanni.

Enfurecido por el engaño, Hardestadt se negó a incluir a los Giovanni en la naciente Camarilla y en 1528 obtendría de ellos un Tratado por el que el Clan de la Muerte evitaría involucrarse en los asuntos de los demás clanes.

A partir de 1450 Hardestadt aprovechó a creación de la Camarilla para centralizar su propio clan, algunos dicen que ayudado por el antiguo Lisandro. Sea o no cierto este rumor, Hardestadt sin duda se inspiró en la organización romana del clan, recreando el Senado Ventrue de Camila. Él y dos docenas de antiguos Ventrue formaron el Consejo de los Éforos, los antiguos que dirigían el clan y crearon un foro para las discusiones internas.

Con el tiempo el Senado Ventrue sería conocido como Directorio y los Éforos como Directores. Algunos Ventrue, en especial Mithras, desconfiaban del liderazgo de Hardestadt, y la proposición de la Camarilla no le parecía adecuadas. Mithras apoyaba un liderazgo fuerte sobre la sociedad mortal en lugar de “escurrirse entre las sombras” y durante mucho tiempo rechazó las propuestas de embajadores Toreador y Ventrue que trataban de cambiar su opinión. Por esta razón, muchos Vástagos ingleses se incorporaron tardíamente a la Camarilla. Finalmente Mithras terminó por ceder, aceptando operar bajo las bases de la nueva secta, aunque realmente siempre siguió actuando según sus propios intereses, lo que leatrajo la desconfianza de los Fundadores. Un efecto interesante de la decisión tardía de Mithras de integrar su dominio en la Camarilla es que tanto la Camarilla como los anarquistas aceptaron reunirse en Inglaterra como territorio neutral para poner fin a las hostilidades entre ambos bandos. El tratado final fue firmado en 1493, y tuvo lugar en la aldea de Thorns, cerca de Silchester.

Muchos años han pasado desde el inicio de nuestro actual conflicto, conocido ahora como el Movimiento Anarquista. Sea sabido que en esta noche del 23 de Octubre de 1493, la Yihad ha terminado. El tiempo de la autodestrucción ha llegado a su fin.Este Concordato, obligado al Pacto de Caín por votos sagrados, es una firme y vigilante tregua entre los Vástagos por sí mismos llamados Anarquistas, el clan Assamita y los Vástagos independientes unidos bajo el título de la Camarilla. Desde ahora, las partes serán reconocidas como los Anarquistas, los Assamitas y la Camarilla.

Todas las partes asumen la responsabilidad de mantener la paz. Cada una de ellas censurará apropiadamente a cualquiera que viole o se oponga a este sagrado Acuerdo. Se pedirá cuentas a cada una de las partes por las acciones cometidas por ellas en contra ya sea de la letra o el espíritu del Acuerdo. Este documento es vinculante y está sometido a la Lex Talionis aceptada por todos los Cainitas, tal y como se ha transmitido la misma a través de los tiempos. Se pide a todos los Vástagos que acepten y gocen de este pacífico acuerdo.

Sea sabido que los Anarquistas se unirán como parte aceptada de la Camarilla. Se espera de ellos que actúen de forma pacifica ara conseguir sus fines particulares. Deben defender a todos los Vástagos de la Camarilla, y les serán reconocidos los mismos derechos y privilegios que a cualquiera de ellos. Todos los Anarquistas serán aceptados de vuelta a sus clanes y antiguos sin que hayan de temer ninguna represalia. Sólo a las más perversas atrocidades les será negado el perdón: éstas constarán por escrito para audiencia de los Justicar durante un año, plazo tras el cual ninguna alegación será válida. Todos los Anarquistas podrán reclamar las propiedades legítimas que les hubieran sido confiscadas. A cambio deben renunciar a cualquier botín de guerra tomado durante el conflicto, entregándoselo a sus sires o a cualquier antiguo reconocido.

Sea también sabido que si se guerrea a partir de ahora contra los Anarquistas, la Yihad abierta invalidará su compromiso a mantener la paz con el atacante. Podrán actuarlibremente sin miedo a represalias por parte de los miembros no activos de la amarilla. Se garantiza a los Anarquistas la libertad de actuar como les plazca, salvo para violar la “Mascarada” impuesta para la protección de los Vástagos frente al ganado.

Queda dicho, además, que todos los miembros de cualquier otra secta autoproclamada como tal debe declararlo abiertamente ante sus mayores y renunciar a tal relación. El no hacerlo supondrá la destrucción de quien sea encontrado culpable.

Ningún Vástago puede ser conscientemente enviado a la muerte por un antiguo o sire, a menos que el riesgo para la seguridad del clan o de la Camarilla pese más que la posible pérdida de una no vida.

A partir de esta noche los Assamitas no volverán a cometer Diablerie contra los miembros de otros clanes: deben comprometerse a ello mediante una garantía impuesta en fonna de limitación taumatúrgica. Todos los Assamitas se verán incapacitados para beber libremente de la vitae de otros Vástagos desde ahora y para siempre.

Adicionalmente, los Assamitas pagarán a los antiguos Brnjah de España dos mil libras de oro, como rescate por los cinco Assamitas capturados cometiendo Diablerie. Queda prohibido a los Assamitas participar en Cazas de Sangre.

Sea también sabido que se garantiza a los Assamitas completa independencia frente a la Camarilla. La fortaleza Assamita de Alamut no sufrirá más ataques. Por respeto a sus creencias se reconoce a los Assamitas la libertad de cometer Diablerie contra los miembros de su mismo clan, así como contra todos los Vástagos no reconocidos como miembros de la Camarilla.

Queda establecido que todas las partes presentes, y todos los que muestren vínculos con las mismas, están obligados por todos los aspectos de la presente Convención acordada aquí, en el reino neutral de Inglaterra, en las afueras del caserío de Thorns, próximo a la ciudad de Silchester, Quiera Caín darnos paz y veracidad a todos, Son testigos los Fundadores, Adana de Sforza, Brujah; Milov Petrenkov, Gangrel; Camilla Banes, Malkavian; Josef van Bauren, Nosferatu; Rafael de Corazón, Toreador; Dama Fanchon, Tremere y Hardestadt el Viejo, Ventrue.