Danzante de la Espiral Negra

Los Danzantes de la Espiral Negra son los descendientes de la tribu Garou que se unió al Wyrm. Ellos están entre los más salvajes y sucios de rodos los Garou, incluso comparados con la Camada de Fenris y los Garras Rojas. Los Danzantes de la Espiral Negra fueron una vez los Aulladores Blancos, una tribu de Garous que vivía en Escocia. Ellos sintieron al Wyrm mientras intentaba dirigir una infestación de corruption desde su tierra. A lo largo de los siglos, han crecido viciosos y horriblemente locos. Hasta este día, ellos esperan la noche en que todos sus enemigos se arrodillen ante ellos para que puedan arrancarles los corazones. Los Danzantes de la Espiral Negra, se llamaron antes los Aulladores Blancos,y su historia es muy triste. A final del imperio romano los Pictos, parentela de los Aulladores Blancos luchaban contra las legiones romanas. Durante estas guerras los Fomori acudieron a…

Continuar Leyendo…

Escipión el Africano

Escipión el Africano, Publio Cornelio (c. 234-183 a.C.), general romano, héroe de la segunda Guerra Púnica entre Cartago y Roma. En el 210 a.C., después de servir en las legiones romanas enviadas contra el general cartaginés Aníbal en el norte de Italia, Escipión obtuvo el mando de los ejércitos romanos en Hispania con el título de procónsul. Llegó allí en el 209 a.C., dirigió un ataque sorpresa contra el cuartel general del Ejército cartaginés en Cartago Nova (ahora Cartagena), perdiendo los cartagineses su principal base de aprovisionamientos. En el 208 a.C. expulsó al general cartaginés Asdrúbal Barca de Hispania, tras obtener la momentánea adhesión de algunos jefes militares indígenas, como Indíbil y Mandonio, pero no pudo impedir que aquél cruzara los Pirineos para ayudar a su hermano Aníbal en el 207 a.C. Escipión regresó triunfal a Roma en el 205 a.C., tras conquistar la Hispania meridional, incluida Gades (la actual…

Continuar Leyendo…

Los ejércitos de la Alta Edad Media

Las tribus germánicas que invadieron el Imperio Romano a principios de la Edad Media, luchaban por lo general a pie y con hachas y espadas. Las únicas armaduras que solían usar eran cascos y escudos. Se organizaban en bandas armadas bajo el liderazgo de un jefe. Aunque eran feroces guerreros, luchaban como turbas sin coordinación. Las disciplinadas legiones romanas habían obtenido grandes victorias contra las tribus germánicas durante siglos, en parte por la fragilidad que se derivaba de su propio ímpetu. Pero al final del imperio, la calidad de las legiones romanas empezó a decaer, y las tribus germánicas pudieron traspasar sus fronteras.

Continuar Leyendo…